• Diego Palma

Consciencia

Actualizado: 3 de jul de 2018



La Consciencia no puede ser descrita


La Consciencia no puede ser descrita correctamente como esto o aquello. De hecho, la Consciencia nunca puede ser conocida como un objeto de experiencia porque es justamente el campo que lo experimenta todo. En otras palabras, la Consciencia no puede describirse como algo ya que es la misma base de la realidad.


La Consciencia ha sido descrita utilizando diversos nombres, entre ellos, Presencia, No-dualidad, Dios, Verdad, Brahman, Todo lo que es, Verdadera Naturaleza, Espacio Infinito, Uno, La Fuente de Todo, El centro de Todo, etc.


Todos estos términos son intentos de acercarnos a una verdad que no puede ser descrita dentro de nuestra realidad conceptual. La Consciencia no es el efecto del mundo, sino su causa misma. La Consciencia no tiene atributos ni forma. Es Auto-existente, Absoluta e Imperecedera. La consciencia es. No podemos decir más que eso. Debido a que la Consciencia es infinita y sin atributos, sólo podemos decir lo que no es, no lo que es.


La Consciencia no tiene atributos


La Consciencia o Presencia (también llamada Brahman en oriente), es nuestra naturaleza absoluta, sin características ni atributos. Es decir, no es buena o mala por naturaleza. No es moral ni espiritual. No tiene preferencia ni toma ningún bando. No prefiere que seas bueno o evoluciones, y no se alimenta de alabanza o adoración, no juzga ni se preocupa.


El amor no es mejor que el odio, la bondad no es mejor que el mal, el placer no es mejor que el dolor. La Consciencia no es sólo verdad, es la Verdad. Sólo existe aquello que es infinito, sin atributos.


La naturaleza vacía de la Consciencia


Decimos que la Consciencia está vacía porque no tiene contenido. La Consciencia no es algo que se pueda agarrar. La Consciencia es. Y como no tiene forma, está vacía. Uno nunca podrá observar la Consciencia así­ como el ojo no puede verse a sí mismo. Su naturaleza es vacía.


La Consciencia simplemente es, no esta localizada. No la puedes encontrar. No está localizada en alguna parte. Por eso decimos que la Consciencia está vacía. No se encuentra en un lugar en contraposición a otro lugar. No está dentro de tu corazón, o detrás de tu cabeza, o debajo de tus pies, sólo la Consciencia es, es universal.


La Consciencia es esencia, no atributo personal


"La consciencia es lo que soy; esencia, no atributo. Preguntar, ‘¿Por qué soy consciente?’ es asumir una distinción entre yo y la consciencia, asumir la posibilidad de uno sin el otro.


Ser consciente no es una faceta de un yo mayor e independiente, es mi propia esencia y no hay nada más allá. No es que yo sea consciente, es que soy Consciencia."

- Jed McKenna -


"Tú eres Presencia Consciente. Consciencia no es algo que te pasa a ti, o algo que posees o algo que estás haciendo. Consciencia es. Presencia es.


Ese es el cambio. Y eso ocurre sólo con prestar atención a la consciencia. No tratando de entender lo que es, eso no es necesario, sólo dándole tu atención. Es todo lo que tienes que hacer ".

- Adyashanti -


La naturaleza auto-consciente de la Consciencia


Su naturaleza, tu naturaleza, es auto-consciente. Una cualidad de lucidez. La consciencia es consciente de sí misma, sabe que es. En otras palabras, es inteligente. Esta cualidad es tan familiar que la gente no se da cuenta. El mero hecho de que la consciencia sea consciente de sí misma es asombroso. Nada más puede hacer eso.


Sólo la consciencia es consciente de sí misma. Sólo la consciencia es consciente. Nada más es consciente excepto la consciencia. Y sin consciencia nada más es.

- Adyashanti -


La naturaleza compasiva de la Consciencia


La consciencia tiene un tremendo sentido de amor, de compasión, un sentido de bondad, de bienestar. Por eso es que cuando llegas a tu verdadero estado de consciencia, o de Presencia, hay una sensación de bienestar, un gran sentido de que todo está bien. No sólo para uno mismo, sino que un bienestar que se desborda, eso es el amor, eso es la compasión. Está en tu naturaleza.


Descubrir la bondad verdadera viene de apreciar experiencias muy simples. Estamos hablando aquí de la bondad básica de estar vivo. La bondad heredada del flujo natural de la existencia. El flujo compasivo de la bondad básica.


Presencia plena e ilusión


En realidad sólo existen dos cosas, presencia plena y la ilusión. Presencia plena es consciencia, mientras que la ilusión es el contenido aparente de la consciencia, todo el contenido de tu universo personal. La consciencia es verdadera mientras que el contenido no lo es.


La Consciencia es Uno, el todo y la realidad única. Aparte de Consciencia, todo lo demás, incluyendo el universo, los objetos materiales y los individuos, son falsos.


El símbolo Ying-Yan


El símbolo Yin-Yang representa la armonía universal y el equilibrio de la dualidad -la naturaleza dual opuesta de la realidad, siempre en armonía- dentro de un universo finito.


El círculo representa la contención que representa el todo y la finitud. Sin el elemento de contención, los elementos opuestos no podrían existir, mucho menos mantener su balance. El contenedor es lo que define el conjunto.


La ilusión de los opuestos -bueno y malo, amor y odio, debería y no debería- no están disponibles en la realidad infinita, sólo en burbujas. La consciencia está más allá de los opuestos. La dualidad es un sueño.


Artículo recomendado: La Práctica del Amor propio

© Creado por Diego Palma

© Administrado por Arué Palma

  • Black Facebook Icon
  • Icono negro Vimeo
  • Black YouTube Icon